Arquitectura / Urbanismo

¿Tiene el nuevo Panot Diagonal un buen diseño?

Con las obras de remodelación de la Diagonal de Barcelona se presentaba un nuevo elemento para la pavimentación, el Panot Diagonal. No entraré en los detalles pero en éste artículo anterior se pueden encontrar todos sus caraterísticas: http://www.dobooku.com/2014/11/diseno-y-avances-del-panot-diagonal/.

Nuevo panot Diagonal (foto de Raúl)

Nuevo panot Diagonal (foto de Raúl Bañón)

Para quien no lo sepa el panot es una loseta hidráulica de 20 x 20 cm con un acabado gris y con un dibujo o patrón en la parte superior. Se empezaron a implantar en Barcelona a principios del siglo XX, y su uso se formalizó después de un concurso convocado por el Ayuntamiento el año 1916. La empresa ganadora del concurso, Escofet, escogió 6 diseños básicos los cuales solo diferían entre si por el dibujo.

Estos patrones geométricos iniciales del panot respondian a la necesidad de evacuar el agua de la superficie del pavimento. Los pequeños surcos drenan el agua de la superficie de la misma manera que lo hace un neumático de un coche que circula sobre asfalto. De éste requerimiento funcional salen los 6 diseños originales con diferentes patrones geométricos compuestos de rectas y círculos.

Tenemos que pensar que la Barcelona de principios de siglo XX aún se está urbanizando, por lo tanto, las calles son de tierra y cuando llueve se llenan de fango. Se hace impracticable su uso. Era necesario encontrar un elemento que se pudiera adaptar a todas las calles, que fuera más económico que el tradicional adoquín de piedra y que permitiera el drenaje de agua hacia las alcantarillas.

Venimos de la Barcelona modernista de Domènech i Muntaner, Puig i Cadafalch y Gaudí, todo un movimiento artístico de fuerte carácter burgués y decorativo. Dentro de éste contexto arquitectónico la propuesta del panot es muy austera, se puede ver hasta pobre en formas. Si cogemos como referencia el trencadís del Parque Güell o las filigranas del Palau de la Música los dibujos geométricos del panot se deberían ver muy simples.

Las grandes obras del modernismo Catalán han quedado como parte del patromonio arquitectónico y las mismas losetas aún se colocan de la misma forma que se hacía hace 100 años! Su diseño ha profundizado en la iconografía de Barcelona tanto como el modernismo, el panot de la flor de Barcelona ha adquirido el estatus de símbolo de la ciudad. Puedes encontrar joias, ropa, bolsos o tabletas de chocolate que usan su diseño.

Panot de la flor de Barcelona

Panot de la flor de Barcelona

En la nueva urbanización de la Diagonal se ha buscado un elemento singular para dar carácter y unidad al conjunto a través de un innovador diseño para el panot. En el Paseo de Gracia ya se hizo algo similar con el panot Gaudí y la iniciativa tuvo mucho éxito.

Pero en éste caso, a medida que se han abierto espacios ya acabados al público ha aparecido una polémico sobre el nuevo pavimento, resulta que a la gente le es incómodo caminar por encima. Parece broma pero no, la Vanguardia publicó un artículo sobre el tema (ver artículo) y Quim Monzó le dedicó una columna (ver artículo).

Pero más allá cuan incomodo es caminar por encima (realmente creo que éste debate se erosionará al mismo ritmo que el grabado del panot) se está realizando un análisis desde la opinión pública, y esto me lleva a la siguiente reflexión: Existe un interés por parte del ciudadano de a pie hacia el urbanismo y el espacio público. Éste es un hecho a recordar para los que nos dedicamos a las obras públicas.

El panot de la flor nació de un diseño totalmente funcional, la ciudad se lo hizo suyo y lo ha convertido en símbolo. El nuevo panot Diagonal se ha diseñado con la idea de ser un elemento característico y singular. Se ha partido de la base original pero se ha reinterpretado según el estilo del siglo XXI. Desde mi punto de vista se ha olvidado la esencia inicial, el nuevo panot responde a un concepto de diseño más asociado a la abstracción de las formas y al uso del photoshop que no a los materiales ni a la tecnología utilizada.

Sí al diseño, al urbanismo y al paisajísmo de las ciudades, pero no podemos olvidar el espíritu de los objetos que la configuran: los materiales básicos, la técnica aplicada y su forma. Solo puede haber una innovación real y un buen diseño si se tratan de forma coherente estos tres puntos.

Con la aparición del racionalismo en la arquitectura y en la ingeniería se vió que no tenía sentido utilizar los nuevos materiales y tecnología de la construcción a las formas tradicionales. De la misma manera tenemos que entender que tampoco tiene sentido utilizar formas novedosas a técnicas antiguas.

Panot de cuatro pastillas

Panot de cuatro pastillas

Tags: , , , , , ,

2 Comments

  1. Oscar Maza Lalueza says:

    Tras las diversas opiniones generadas durante los últimos meses era muy necesario un artículo de este calibre. Como bien dices, la polémica generada tiene una reflexión intrínseca en relación al análisis de la opinión del ciudadano de a pie preocupado en el diseño del espacio público.

    Otro tema interesante es debate que se plantea en relación al uso de nuevos materiales y tecnología de la construcción a las formas más tradicionales y viceversa, las formas novedosas a técnicas antiguas.

    Muchas gracias, un saludo.

    • Hace unas semanas que en mi entorno oía comentarios y discusiones sobre el panot Diagonal, algunos desde el mundo de la construcción pero también había mucho de gente de otros ámbitos. Me pareció interesante hacer un artículo de opinión desde la ingeniería.

      Gracias por el comentario.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*